Equipos de cerveza casera

beer-brewingCualquier persona puede ser capaz de elaborar cerveza casera, y ni el espacio en tu hogar ni el dinero pueden ser excusas ni impedimentos para dar el gran salto al apasionante mundo del homebrewing.

El equipo para la fabricación de la cerveza casera puede ser tan pequeño o tan grande como desees, según la producción; y existen muchas tiendas que venden kits de iniciación y equipos por precios muy asequibles.

En este artículo te explicamos uno a uno los equipos mínimos que necesitas para la elaboración de cerveza casera, que a grandes escalas se dividen en varias categorías:

Kits: Esta es la manera más fácil de iniciarte en el mundo de la elaboración de cerveza casera, ya que pueden encontrarse en cualquier tienda de homebrewing e incluyen todos los elementos que necesitas para comenzar: fermentadores, airlocks, densímetro, termómetro, pipeta, paleta para remover, esterilizadores, e incluso instrucciones.

Equipo de ebullición: Son los implementos que necesitas para cocer la mezcla, hervir el agua y elevar la mezcla hasta el punto de ebullición. En esta categoría se incluyen ollas, filtros, cucharas, termómetros y coladores.

Equipo de fermentación: Son esenciales en el proceso de fabricación de cerveza casera. Entre los artículos de esta categoría están las tuberías, sifones, botellas, cubos, tapones, embudos y barricas.

Medición y pruebas: Son todos los productos necesarios para hacer mediciones en la mezcla y pruebas para comprobar los sabores, aromas y temperaturas, como por ejemplo: hidrómetros, termómetros, cilindros graduados, balanzas y productos químicos.

Embotellado: Es el equipo necesario para almacenar la cerveza casera una vez finalizada su elaboración. Las botellas, tapas, arandelas y etiquetas se encuentran en esta categoría.

Desinfectantes y limpiadores: Pueden encontrarse líquidos o espray y son fundamentales antes de comenzar el proceso de elaboración para evitar el contacto de la mezcla con bacterias.

Equipo esencial para la fabricación de cerveza casera

Mientras más complejo sea el equipo, más fácil será el procedimiento. Y aunque el kit para principiantes es la mejor forma de iniciarte en el homebrewing, una vez que hayas perfeccionado las técnicas y aumentes la cantidad de litros de cerveza por producción, deberás contar con algunos equipos adicionales para controlar el proceso de fermentación, medir las temperaturas y densidades, realizar trasvases, limpiezas, entre otros procesos. Estos son:

Olla: Es necesaria para el proceso de cocción. Se debe comprar de acero inoxidable y preferiblemente con asas y grifo. También es importante que sepas la cantidad de cerveza en litros que quieres elaborar, para utilizar el tamaño de olla adecuado.

Cubos para la fermentación: Necesarios para fermentar la mezcla durante el tiempo que desees. Puedes utilizar uno o dos, dependiendo de si quieres realizar una segunda fermentación. Estos se caracterizan por tener un agujero perforado en la tapa para colocar el airlock y un grifo.

Enfriador: Se utiliza para enfriar un mosto y llevarlo desde los 100ºC hasta los 20º aproximadamente. Pueden ser tubos o placas, siendo unos más eficientes que otros, pero todos cumplen el mismo trabajo.

Termómetro: Es necesario para controlar la temperatura en todos los procesos de elaboración de la cerveza casera.

Bolsas: Se utilizan para agregar el lúpulo durante la ebullición y evitar que se llene la mezcla. Pueden ser de tela de nylon.

Coladores: Para la elaboración de cerveza casera se necesitan al menos dos coladores: uno de metal, necesario para crear un falso fondo en la olla que le impida a la malta asentarse y quemarse; y uno de plástico como los que se utilizan normalmente en la cocina para eliminar los desechos de la malta después del proceso de ebullición.

Airlock: Este artilugio se ajusta en la tapa del cubo de fermentación (con la ayuda de un tapón de goma) y es el que permite la salida de los gases durante este proceso sin desinfectar la mezcla.

Desinfectantes: Pueden ser a base de yodo o ácido.  Son indispensables en el proceso de elaboración de la cerveza casera, ya que si una bacteria entra en contacto con la mezcla durante la fermentación, embotellado, etcétera, puede arruinarla completamente.

Hidrómetro o densímetro: Un hidrómetro o densímetro es el aparato que mide la densidad de un líquido en comparación con el agua. Se utiliza principalmente para saber la cantidad de azúcar y alcohol que tiene la mezcla antes y después del proceso de fermentación.

Botellas y tapas: Se necesitan tantas como para envasar toda la mezcla. El tamaño varía según las preferencias de cada persona, aunque las botellas más comunes son las de 500 ml.

La mayoría de estos artículos son pequeños y pueden guardarse en el armario cuando no se estén usando.

Una vez que tengas todo el equipo de cerveza casera, necesitarás una receta con técnicas sencillas y, a medida que vayas perfeccionando las técnicas, podrás experimentar con equipos más sofisticados y elaboraciones más complejas.

Imagen original: wikipedia.commons

Be the first to comment on "Equipos de cerveza casera"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*